Adios graduación 2004

Ciertas espectativas se pasaron de largo… me abandonaron ciertas ilusiones.

Aprobé Inglés IV con 9 al igual que seminario de tesis I, lo cierto es que el proximo cuatrimestre recursaré compiladores; el sueño de terminar con mis materias en Diciembre de este año se esfumó.

En momentos de soledad y depresión como el que vivo ahora, siento que hay nada más que decir tras una verdad indiscutible cuando resulta dificil ver directamente a los ojos; cuando no hay palabras que permitan romper el silencio y parece una tarea imposible tratar de comprender las razones ajenas… mi mejor forma de escaparme de la realidad para mantener la mente ocupada en algo distinto; es regalandome algo.
No me emborracho, ni me voy de parranda, tampoco me intoxico con marihuana o alguna sustancia quimica, pero la manera en que busco un escape, pudiera ser igual de nociva. [a veces me pregunto: ¿¿hasta cuando dejaré de ser una persona tan depresiva?? ¿Dónde quedó aquella persona que sonreía un poco más de lo que sonrie ahora?]

En fin.

Esta vez me compre una camara digital un poco “mas seria” [la otra ya la vendí]. Para ser preciso, me compré una Cyber-Shot de Sony, modelo DSC-P41 de 4.1M pixeles de resolución.

Ayer Domingo sali de mi casa con cámara y tripie en mano a las 4 pm y regrese a las 12:10 am; me fuí a “vagar” al centro de la ciudad para sacar algunas fotos. Caminé sin parar, del zocalo hasta el paseo bravo y de ahí a la catedral, para luego ir hasta donde están los cines del boulevard, luego de regreso al centro por la 16 de septiembre hasta llegar al mercado de la merced.
Me entretuve en la capilla del rosario, furtivamente subí a la azotea de un edificio y cerca de las 11 pm estuve bobeando como un artista hacía paisajes sobre trozos de cartulina, pintando con latas de aerosol.

Sabía [inconsientemente] que no encontraría transporte publico a esa hora de la noche, sabía que tendría que regresar a mi casa en taxi o caminando.
Llegué un poco cansado y bastante sediento pero más tranquilo emocionalmente, menos desilusionado y con un par de fotos buenas…

Hoy desperté sintiendome un hombre nuevo, con los mismos defectos indiscutiblemente, pero más tranquilo y sereno.

Recorrer el centro de la ciudad me agrada; Puebla me gusta mucho más que cualquier otra ciudad… hay magía en ella; la vida en el centro de Puebla a veces parece un retrato, una acuarela, un sueño…

Siempre hay algo que admirar; una casa antigua, la estatua de un angel e incluso: una iglesia.

Casona en el centro de la ciudad Claroscuro Capilla del Rosario
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s